Opengarden.es utiliza cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Al navegar en el sitio web estará consintiendo el uso de las cookies.
icono exit

Macetas autorriego o hidrojardineras

Las macetas de autorriego son un sistema que mantiene la humedad constante mientras estamos de vacaciones o si normalmente no disponemos del tiempo suficiente para regar las plantas correctamente. Este tipo de macetas se componen por dos contenedores entre los que resta un espacio en la zona inferior. Ese espacio sirve de depósito de agua, donde descansan unas mechas que salen del interior de la maceta y que están en contacto con el sustrato y, por tanto, con las raíces. De esta manera las mechas se empapan con el agua que ponemos en el depósito y las mismas plantas van absorbiendo la humedad que necesitan.

 

Además, estas macetas incluyen un chivato que nos indica el máximo y el mínimo de agua que requiere la planta, es decir, la cantidad de agua que debemos poner en el depósito. En función de la cantidad que pongamos, del tamaño de la hidrojardinera y de la temperatura del ambiente, este sistema puede surtir de agua a la planta desde una semana hasta un mes como máximo. Además, los sistemas de autorriego son muy fáciles de instalar y de utilizar.

 

Existen macetas e hidrojardineras de diferentes formas y colores, al gusto de cada uno. Lo que les convierte además de ser un elemento práctico, en un elemento de decoración que quedará muy bien con la combinación de un jardín con césped sintético.

 

Si no disponéis de mucho tiempo para regar las plantas o vais a ausentaros unos días de casa en los centro de jardinería encontraréis la solución perfecta para proporcionarles agua.

 

Visto 420 veces